10 May

Obligaciones contables de un autónomo

Obligaciones contables del Autónomo

Puesto que los autónomos llevan a cabo actividades económicas profesionales, no están completamente exentos de determinadas obligaciones contables.

Si bien es cierto que en algunos aspectos tienen mayor flexibilidad o libertad que las empresas, Hacienda puede requerirles igualmente datos detallados de su actividad económica. A continuación exponemos cuáles son los aspectos sobre contabilidad que todo autónomo debe registrar, con carácter obligatorio o no, para evitar cualquier problema con las instituciones correspondientes.

Gestoría online autónomo

Obligaciones contables de un autónomo

Los autónomos tienen la obligación de elaborar anualmente un Libro Diario, el cual debe recoger todas las actividades económicas desarrollada. A diferencia de lo que ocurre con las empresas, un autónomo no tiene la obligación de inscribir su Libro Diario en el Registro Mercantil. Tampoco es necesario que haga públicas sus cuentas anuales, algo que es de carácter obligatorio para las empresas.

Sin embargo, eso no le exime de su responsabilidad a la hora de registrar su actividad económica, ya que la Agencia Estatal de Administración Tributaria puede exigírselo en cualquier momento. De hecho, pueden solicitar que presente no solo el Libro Diario del año en curso sino también los de los cuatro años anteriores.

Por ello, es fundamental que este libro recoja toda la información relevante y necesaria con total claridad, exactitud y por orden de fechas.

Por otro lado, el modelo de tributación de estimación directa simplificada, exige al autónomo la elaboración de libros de facturas expedidas, facturas recibidas, de bienes de inversión y de ciertas operaciones intracomunitarias.

Todos los libros que Hacienda exige a los autónomos deben contener, sin excepción, información muy detallada. Esto es, que han de ser incluidos el número de factura, la serie, la fecha de expedición/recepción, nombre, apellidos, razón social y NIF de todos y cada uno los proveedores y clientes. Además, también deben desglosar la base imponible (todas si hubiese más de una) y el IVA repercutido o soportado (todos los diferentes tipos de IVA si hubiese más de uno en una misma factura).

A pesar de la necesidad de llevar un registro adecuado, el autónomo tampoco necesita registrar estos libros de contabilidad en ningún lado, pero estos pueden ser exigidos por la Agencia Tributaria en cualquier ocasión. Por ello, sí debe conservarlos durante al menos 5 años.

Cabe destacar que no es necesario que los libros de contabilidad incluyan el control de todas las cuentas bancarias. A pesar de ello, sobra decir que es muy conveniente para el autónomo tener una cuenta destinada exclusivamente a su actividad económica profesional, y no compartida con gestiones de carácter personal.

En asesoría online su contable estaremos encantados de sesorarle sin compromiso sobre cualquier materia contable, fiscal o laboral.